Cómo introducir un nuevo gato en casa

A la hora de introducir un nuevo gato en casa, si ya tenemos uno o varios en nuestro domicilio, puede ser complicado. Aunque hay gatos que disfrutan de la compañía de otros gatos, algunos preferirán estar solos. Los gatos convivirán mejor si se han criado juntos, por ejemplo, si son gatitos de la misma camada.

Al introducir un nuevo gato en casa hay que mantenerlo varios días o incluso semanas aislado del resto de gatos. Cuando el gato nuevo se haya acostumbrado a su nuevo lugar, le dejamos explorar otras habitaciones, siempre habiendo recluido a los otros gatos.

Podemos usar un par de trapos, toallas o similar, que tengan el olor de tus gatos actuales y del nuevo gato. Esos trapos los usaremos para que los gatos vayan oliendo el olor de los otros. Posteriormente, juntaremos los dos trapos para que los olores se mezclen, frotaremos los gatos con los trapos de los otros y luego con ellos, de manera que los dos olores se compenetren.

En la siguiente fase iniciamos el contacto visual, en periodos cortos, que se vean por una puerta de cristal, por ejemplo, limitando que se puedan tocar, por ejemplo, que se vea a través de una rendija de una puerta.

Por último, podemos comenzar a juntarlos de manera gradual y bajo supervisión nuestra siempre, permitiendo que los gatos se puedan retirar si no están a gusto con la situación.

Si vas a meter un nuevo gato en casa, te deseamos mucha suerte.

Tags: