Los gatos y las mudanzas

¿Vas a cambiarte de casa próximamente y tienes un gato? Una mudanza no solo puede ser estresante para nosotros. Si tenemos un gato, significa que va a perder la rutina, sus marcas a las que está habituado... aquí te dejamos algunos consejos para que tu gato lo lleve lo mejor posible.

Mientras preparas las cajas de la mudanza, intenta tener a tu gato tranquilo en una habitación con sus cosas, para que no se altere con el trajín de las cajas. El día de la mudanza, deja a tu gato en esa habitación, para en el último momento, meterle en el transportín y guardar sus cosas.

Al llegar a la nueva casa, coloca sus cosas en su nueva habitación y mantén allí a tu gato unos días para que se acostumbre a los nuevos olores, mientras organizas toda la casa. Pasa tiempo con el gato en la nueva habitación, jugando con él.

Poco a poco, déjale que vaya explorando las nuevas habitaciones, viendo como se mueve, donde se sube, etc.

Puedes usar un trapo o toalla que hayas frotado previamente en sus mejillas para frotar patas de muebles, esquinas, etc, de modo que la nueva casa vaya cogiendo su olor y así se adapte mejor a su nuevo hogar.

Tags: